Cuentos terapéuticos para entender tu proceso de duelo

Hace poco estuve en un taller titulado “Cuentos terapéuticos para personas adultas en procesos de duelo” en el Aula de Cultura de Algorta. La ponente fue Saioa Barredo de Tu mundo puesto en pie”. 

Los cuentos terapéuticos te ayudan a entender y gestionar mejor tu proceso de duelo.

Al principio del taller citó una frase creo que, de Jorge Bucay, para la reflexión:

“Los cuentos sirven para dormir en la infancia y para despertar en la edad adulta”

En este taller así fue y nos hizo reflexionar sobre las emociones, los sentimientos, las creencias, el duelo, la esperanza y el amor.

Primero hicimos un ejercicio de atención plena. Cerramos los ojos y Saioa nos estuvo guiando, haciendo respiraciones y llevando hacia la calma. Tras relajarnos y trabajar el “Aquí y Ahora”, estábamos en disposición de escuchar con mayor atención los cuentos que nos tenía preparados.

¿Qué son los cuentos terapéuticos y cómo los entiendo yo?

Las historias, las fábulas y los cuentos se han ido contando de generación a generación. A veces para entretener y otras para transmitir información cultural y/o folclórica. Además, siempre dejan un espacio para la fantasía o la creatividad de la persona que lo escucha.

En este caso, el cuento terapéutico sigue siendo una historia que se cuenta, pero se intenta llegar a una o varias reflexiones que nos ayuden a encontrar significado a situaciones, dificultades, preocupaciones.

Es importante saber que las personas filtramos el significado de lo que oímos en base a nuestra experiencia de vida.

Por ejemplo, si tú tienes miedo a los payasos y el protagonista del cuento es uno, seguramente no te identificarás con él y no será una historia que te transmita emociones positivas. Pero si a tu lado hay una persona que se divierte mucho con los payasos seguramente su percepción será positiva y le encante el cuento.

Una de las cosas que se consigue con los cuentos terapéuticos es ver la realidad desde otra perspectiva. Cuando te cuentan un cuento al principio te mantienes en actitud espectadora y mientras va avanzando la historia puede que te encuentres dentro de ella. Esto hace que te des cuenta de que la historia puede cambiar dependiendo del punto desde donde mires.

Tenemos que abrir nuestra mirada y cuando nos encontremos frente a situaciones que no nos gustan, aprender a parar y mirarlas desde otro lugar para ver si desde ahí las vemos de otra manera y podemos entenderlas mejor.

¿Para qué sirven los cuentos terapéuticos?

Pueden servir para muchas cosas, pero yo te voy a explicar mi interpretación en procesos de duelo.

Un cuento te explica una experiencia, una emoción, un sentimiento… y te ayuda a ver ese momento desde otra perspectiva, porque tú estás en formato espectador. Te ayuda, en base a las experiencias de tu vida, a dar voz a emociones, sentimientos y pensamientos que tienes dentro y que puede que no las tengas identificadas.

Por lo tanto, el cuento terapéutico te puede ayudar a:

  • Entender emociones y en consecuencia a poder gestionarlas.
  • Ver tu situación desde otra perspectiva y poder dar más luz a tus sentimientos y pensamientos.
  • Entender a las personas de tu entorno.
  • Trabajar posibles conflictos internos.

En definitiva, los cuentos pueden ayudarte a entender tu proceso de duelo, a seguir adelante en tu proceso y a desbloquearte en alguna de las fases en las que veas que algo no va bien.

El taller de cuentos terapéuticos.

En este taller, la dinámica seguida fue contarnos un cuento y después dejarnos unos minutos para reflexionar y pensar en qué nos transmitía. Después podíamos compartir nuestras reflexiones.

Esto me parece una pasada. Poder compartir y oír los pensamientos de las personas de tu alrededor es muy enriquecedor. Te ayuda a abrir la mente ya que oyendo otras reflexiones piensas: “Pues es verdad, yo no lo había interpretado así”.

Aquí fui más consciente que nunca de que dependiendo de las experiencias que te haya traído la vida ves las cosas de una manera u otra (como lo que te comentaba del payaso). Allí cada persona veíamos una cosa y es maravilloso ver esa diversidad de opiniones.

Hubo una mujer que compartió su experiencia y fue muy enriquecedor. Ella también perdió a su pareja hace unos años y hablaba con una esperanza y positividad que me reconfortó. Y mientras hablaba, no perdía su sonrisa.

Dependiendo en la fase del proceso de duelo en el que te encuentres es difícil oír esto, pero para mí es importante transmitirlo porque quiero que veas que dependiendo de la actitud que tomes ante lo que te ha pasado, el proceso durará más o menos y tu salud mental y física sufrirá más o menos.

Cada persona tiene un proceso de duelo diferente, pero si tienes ganas de salir del agujero y te rodeas de personas que sabes que te pueden ayudar, poco a poco vas a ir avanzando en tu proceso.

Para finalizar, comparto un cuento de los que visualizamos en el taller. ¡A ver qué te transmite!

Y, si necesitas pasar este proceso en compañía, no dudes en contactar conmigo. Las sesiones de coaching individual pueden ser una opción enriquecedora para ti. 

¿Te ha ayudado el artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)

Cargando…

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Newsletter

He leído y acepto los términos y condiciones

Debes saber que al solicitar tu suscripción, tus datos serán incorporados a un fichero automatizado propiedad de Oihana Penades Basterretxea cuya finalidad es enviarte información sobre productos y actividades de la empresa. Para ello necesitamos tu consentimiento expreso y, por ello, enviaremos a tu email un enlace de confirmación de la suscripción. Trabajamos con encargados del tratamiento dentro del acuerdo “Privacy Shield”, garantizando así la privacidad de tus datos. Tus datos serán conservados mientras no nos solicites su supresión. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición así como otros derechos mandándonos un email a info@oihanapenades.com. Más info en la Política de Privacidad de la web.